Felicitación navideña 2016

Felicitación navideña 2016
Creación de Mónica (Neogéminis)

Seguidores

6 de marzo de 2014

52 Semanas, 52 palabras. Semana 10: SILENCIO


SILENCIO

El ruidoso monstruo de acero y hormigón al fin se duerme,
el día se aleja lentamente, se aproxima la noche,
reina una densa calma, no hace viento ni llueve,
se han callado las voces, las risas y los llantos,
nada perturba el inmenso silencio que me envuelve.

Es hora de escuchar nítidamente mis voces interiores,
las clamorosas voces que inaudibles se elevan
desde el rincón oscuro  donde en silencio aguardan
la hora de la calma y el sosiego, para inquietar mi alma
con el punzante eco de historias no resueltas. 
Pepe


Mas silencios audibles e inaudibles en el blog de nuestra amiga Sindel  

12 comentarios:

  1. no todos podemos alcanzar ese nivel de introspección, hay quienes prefieren quedarse sólo en la superficie de sus pensamientos por miedo a que no les guste lo que podrían hallar en el fondo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Tu silencio transmite paz.
    Qué bonito, Pepe!!!
    Cariños….

    ResponderEliminar
  3. Dentro del silencio es cuando el hombre es consciente de su propia dimensión.Y solo puede construir las palabras justas, sin la obscena contaminación de las voces interesadas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Hola, Pepe.
    Tu silencio es ese que se desea cuando el ruido acosa. Silencio necesario para escuchar la voz interior que, como dices, nos trae a la mente historias no resueltas y que, tal vez no puedan resolverse.

    Me ha gustado esta reflexión silenciosa.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Hermoso poema, como todos los que leo tuyos. A veces el silencio encierra algunos gritos, algunas quejas de cosas no resueltas. A veces el silencio es demasiado ruidoso, sobre todo cuando estamos a solas con nosotros mismos.
    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  6. Tomarse el tiempo necesario para escuchar el interior es lo esencial, aunque nos lleva toda la vida. ¡grande tu poema Pepe!

    ResponderEliminar
  7. Pepe me pareces inconmensurable.

    el resto de sentimientos quedan en mi silencio....no te los se expresar.


    Besos fuertes ♥

    tRamos

    ResponderEliminar
  8. Antes de que llegue la hora de oír mis silencios interiores, no quería dejar de decirte que me ha gustado mucho tu poesía.

    ResponderEliminar
  9. El silencio tiene muchas caras...Unas veces es el cielo y la naturaleza, que nos dejan su armonía y su belleza. Otras es la noche, que abre la puerta de la conciencia y hace exámen interior...Y otras es la paz y la plenitud ante el deber cumplido o compartiendo momentos con los seres queridos...
    Mi gratitud por tu comentario y mi abrazo siempre por tu buen hacer, Pepe.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  10. Me gusta mucho este poema, tiene exactamente la profundidad del silencio que envuelve las horas que bajan y nos encontramos con nosotros.

    Un abrazo Pepe :)

    ResponderEliminar
  11. Cuando todo calla, solo queda el silencio y si sabemos escucharlo te permite oir el trino de los pájaros y todo lo que te rodea, lo cual te hace más observardor y por tanto, más sabio.
    No sabía lo de tu blog retazos de vida, grata coincidencia.
    Feliz semana :)

    ResponderEliminar
  12. Hay épocas en las que el silencio es atronador. Y sientes angustia ante su presencia. Una presencia enorme y pesada que se cierne sobre el alma.
    Un beso
    del
    Aire

    ResponderEliminar

Dejaron huella de su paso: